Una web de PcComponentes. Mismo servicio, muchos más productos.
Mi Cuenta
efectoLEDIgluxLedmeLumi JardinLumiskyLuxformV-TacvidaXL
Guirnaldas Decorativas más vendidos159 artículos
  • Relevancia
  • Precio más bajo
  • Precio más alto
  • Novedades
  • Más vendidos
  • Oferta
  • Mejor valorados
Guirnaldas Decorativas más vendidos159 artículos
  • Relevancia
  • Precio más bajo
  • Precio más alto
  • Novedades
  • Más vendidos
  • Oferta
  • Mejor valorados
Página 1 de 4

Hay objetos decorativos que tendemos a recluir a una época específica del año, o a unas festividades concretas, porque consideramos que no encajan con nuestra decoración habitual. Esto suele suceder con las guirnaldas decorativas, un elemento que asociamos con la Navidad cuando realmente podríamos utilizarlo en nuestro día a día para hacer de nuestra vivienda algo mucho más luminoso.

Usar las guirnaldas como decoración habitual es mucho más sencillo de lo que pudiera parecer. Estas no solo tienen que ser de colores, ya que podemos encontrar una guirnalda de luces blancas, por ejemplo, que hará que cualquier rincón de nuestro hogar parezca sacado de una revista.

Las guirnaldas decorativas más allá de la Navidad

Es cierto que lo habitual es usar las guirnaldas decorativas en Navidad, y aprovecharlas para engalanar nuestro árbol o nuestra terraza. Esta festividad nos empuja a llenarlo todo de luces e ilusión, y no hay nada mejor para transmitir esto que unas guirnaldas ataviando nuestras paredes o nuestros balcones.

Mas son muchos los interioristas y diseñadores que optan por introducir las guirnaldas más allá de festividades. En el balcón, pueden usarse a diario, e incluso seleccionar guirnaldas que se carguen con luz solar. De esta manera, durante el día irán recargando sus baterías y por la noche podrán iluminarlo todo, y nos permitirán distinguir nuestro hogar desde la lejanía y mostrar al mundo nuestra luz.

Decora con guirnaldas tu dormitorio

Las guirnaldas pueden ser el complemento perfecto para cualquier dormitorio, debido a que nos permiten transformar cualquier estancia en un lugar de ensueño. Si tu dormitorio es blanco y se encuentra decorado de forma minimalista, siempre podrás colgar las guirnaldas encima de la cama para aportar un extra de luz y fantasía. Con esto, conseguirás evocar una impresión más acogedora y cálida.

Las sensaciones que logres transmitir van a depender también de los colores que tengan las guirnaldas. Con luces frías, darás un aspecto más elegante a las estancias, mientras que si usas tonalidades más cálidas como el naranja o el amarillo, la sensación será mucho más hogareña. Hay guirnaldas en el mercado que cambian de colores mediante los controles de unos mandos adicionales, con lo cual tendrás mucha versatilidad y podrás conseguir ambientes distintos dependiendo del momento.

Estas guirnaldas de colores puedes ponerlas en prácticamente cualquier estancia, como en el salón o en el despacho. Va a depender siempre de tus gustos personales y de aquello que busques transmitir. En el despacho, por ejemplo, puedes usarlas para adornar tu zona de trabajo y hacerla menos aséptica, más personal, con lo que conseguirás sentirte más cómodo mientras realizas cualquier labor.

Aunque si hay una estancia donde siempre serán recibidas esa es, sin lugar a dudas, el dormitorio de los más pequeños. Son ellos los más fanáticos de las luces, de los colores y de todo lo que implique diversión.

Aprovecha las guirnaldas para la decoración de tu jardín

El jardín es uno de esos espacios donde las guirnaldas decorativas pueden quedar bien. En torno a las rejas, aprovechando una pérgola o decorando las patas de la mesa, aportan mucha luz y crean un ambiente idóneo para realizar cenas con amigos o en familia, así como para disfrutar tranquilamente de una noche de lectura.

No hay restricciones a la hora de decorar, puesto que es mediante la decoración que nos expresamos nosotros mismos y transmitimos todo lo que somos y sentimos a través de nuestro hogar. Inventa, arriesga y coloca guirnaldas decorativas allá donde te parezca oportuno, sea o no Navidad, sobre todo si te gustan las luces de colores. El interiorismo también consiste en jugar con los elementos para transmitir.

Hay objetos decorativos que tendemos a recluir a una época específica del año, o a unas festividades concretas, porque consideramos que no encajan con nuestra decoración habitual. Esto suele suceder con las guirnaldas decorativas, un elemento que asociamos con la Navidad cuando realmente podríamos utilizarlo en nuestro día a día para hacer de nuestra vivienda algo mucho más luminoso.

Usar las guirnaldas como decoración habitual es mucho más sencillo de lo que pudiera parecer. Estas no solo tienen que ser de colores, ya que podemos encontrar una guirnalda de luces blancas, por ejemplo, que hará que cualquier rincón de nuestro hogar parezca sacado de una revista.

Las guirnaldas decorativas más allá de la Navidad

Es cierto que lo habitual es usar las guirnaldas decorativas en Navidad, y aprovecharlas para engalanar nuestro árbol o nuestra terraza. Esta festividad nos empuja a llenarlo todo de luces e ilusión, y no hay nada mejor para transmitir esto que unas guirnaldas ataviando nuestras paredes o nuestros balcones.

Mas son muchos los interioristas y diseñadores que optan por introducir las guirnaldas más allá de festividades. En el balcón, pueden usarse a diario, e incluso seleccionar guirnaldas que se carguen con luz solar. De esta manera, durante el día irán recargando sus baterías y por la noche podrán iluminarlo todo, y nos permitirán distinguir nuestro hogar desde la lejanía y mostrar al mundo nuestra luz.

Decora con guirnaldas tu dormitorio

Las guirnaldas pueden ser el complemento perfecto para cualquier dormitorio, debido a que nos permiten transformar cualquier estancia en un lugar de ensueño. Si tu dormitorio es blanco y se encuentra decorado de forma minimalista, siempre podrás colgar las guirnaldas encima de la cama para aportar un extra de luz y fantasía. Con esto, conseguirás evocar una impresión más acogedora y cálida.

Las sensaciones que logres transmitir van a depender también de los colores que tengan las guirnaldas. Con luces frías, darás un aspecto más elegante a las estancias, mientras que si usas tonalidades más cálidas como el naranja o el amarillo, la sensación será mucho más hogareña. Hay guirnaldas en el mercado que cambian de colores mediante los controles de unos mandos adicionales, con lo cual tendrás mucha versatilidad y podrás conseguir ambientes distintos dependiendo del momento.

Estas guirnaldas de colores puedes ponerlas en prácticamente cualquier estancia, como en el salón o en el despacho. Va a depender siempre de tus gustos personales y de aquello que busques transmitir. En el despacho, por ejemplo, puedes usarlas para adornar tu zona de trabajo y hacerla menos aséptica, más personal, con lo que conseguirás sentirte más cómodo mientras realizas cualquier labor.

Aunque si hay una estancia donde siempre serán recibidas esa es, sin lugar a dudas, el dormitorio de los más pequeños. Son ellos los más fanáticos de las luces, de los colores y de todo lo que implique diversión.

Aprovecha las guirnaldas para la decoración de tu jardín

El jardín es uno de esos espacios donde las guirnaldas decorativas pueden quedar bien. En torno a las rejas, aprovechando una pérgola o decorando las patas de la mesa, aportan mucha luz y crean un ambiente idóneo para realizar cenas con amigos o en familia, así como para disfrutar tranquilamente de una noche de lectura.

No hay restricciones a la hora de decorar, puesto que es mediante la decoración que nos expresamos nosotros mismos y transmitimos todo lo que somos y sentimos a través de nuestro hogar. Inventa, arriesga y coloca guirnaldas decorativas allá donde te parezca oportuno, sea o no Navidad, sobre todo si te gustan las luces de colores. El interiorismo también consiste en jugar con los elementos para transmitir.

,