Unilae
Tu tienda online de primeras marcas con el mejor servicio al cliente

Mi Cuenta

AlgasivBeconfidentColgateDenivitDr. HauschkaDr. OrganicKinMarvisMelvitaNaturbrushOh! WhiteOral-BParodontaxPolidentSensodyneSwissdentVademecumWeledaNuevoFresaMentaAnticariesAntimanchasBlanqueadoresCon FluorDientes SensiblesEncías sensiblesInfantiles
Dentífricos Bucal más vendidosDentífricos Bucal precio más bajoDentífricos Bucal novedadesDentífricos Bucal oferta96 artículos
  • Relevancia
  • Precio más bajo
  • Precio más alto
  • Más vendidos
  • Oferta
  • Mejor valorados
  • Novedades

Dentífricos Bucales

Una buena higiene bucodental no solo pasa por cepillarse los dientes al menos dos veces al día. También es necesario el uso de dentífricos bucales adecuados. Un gran número de los existentes es el que ponemos a tu disposición en Unilae para que elijas el que mejor se adecúa a tus dientes y encías.

Una buena higiene bucodental no solo pasa por cepillarse los dientes al menos dos veces al día. También es necesario el uso de dentífricos bucales adecuados. Un gran número de los existentes es el que ponemos a tu disposición en Unilae para que elijas el que mejor se adecúa a tus dientes y encías.

Página 1 de 3

Saber elegir el mejor dentífrico bucal

El cepillado diario es la mejor forma de proteger los dientes y las encías, pero para que ejerza eficazmente su función no basta con una buena técnica. También influyen las herramientas con las que se lleva a cabo: el cepillo y el dentífrico. Una pasta de dientes óptima es aquella que tiene acción antimicrobiana y protege contra la caries y las enfermedades periodontales.

Para proteger la caries y combatir la formación de la placa bacteriana, el flúor es un aliado fundamental. Su contenido en los dentífricos debe ser superior a 1.000 partes por millón (ppm).

No solo flúor, también estaño

Los dentífricos actuales han experimentado una gran evolución y aportan mucho más que flúor. Entre los principios activos que han sufrido un mayor desarrollo se encuentra el estaño. El estaño aporta las siguientes ventajas: previene la caries y la placa bacteriana, protege las encías, protege contra la sensibilidad, previene la formación de sarro, blanquea los dientes eliminando las manchas superficiales y previene la halitosis, previene la erosión del esmalte.

Entre las acciones del estaño destaca su efecto contra la erosión dental por ácidos de la dieta.

Dentífricos para niños

Los niños deben utilizar dentífricos específicos para ellos, porque la proporción de compuestos como el flúor se calcula en función del peso y el desarrollo del individuo. Entre los 0 y los 2 años se debe usar una pasta con al menos 1.000 ppm. A partir de los 3 años, ya se debe usar una concentración mayor de hasta 1.450 ppm. A partir de los 6, la pasta puede contener 1.450 ppm de flúor o más. No obstante, más importante aún que la concentración es la cantidad de pasta que usemos. De 0 a 3 años, debe usarse una cantidad de pasta similar a un grano de arroz, aumentando al tamaño de un guisante a partir de los 3 años. En todo caso, conviene extender la pasta sobre los filamentos para que la distribución sea uniforme.

Tipos de pastas de dientes

La oferta de pastas de dientes para cuidar tu higiene dental es tan amplia actualmente que, a veces, se hace complicado saber cómo escoger la que mejor se adapta a ti. En el mercado existen pastas dentales de los siguientes tipos: blanqueadoras, anticaries, protectoras de encías, especiales para la sensibilidad dental, con sabores, para niños, etc.

Para escoger tu dentífrico es importante que tengas en cuenta el tipo de cuidados o problemas que quieras tratar: si quieres luchar contra la caries, escoge una pasta de dientes rica en flúor y calcio. Lo recomendable son aquellas pastas de dientes que contienen una cantidad de flúor superior a 1000 ppm. Estos dos ingredientes te ayudarán a protegerte frente a la caries al tiempo que cuidas el esmalte de tus dientes; en el caso de padecer sensibilidad dental es importante que huyas de las pastas dentales agresivas y blanqueadoras. Tu mejor opción siempre será la elección de un dentífrico especialmente diseñado para tapar los poros desgastados del esmalte dental que son los causantes de las reacciones dolorosas a los cambios de temperatura.

Encías inflamadas

Si tienes problemas de encías inflamadas, enrojecidas o incluso te sangran con facilidad, debes optar por dentífricos que favorecen el cuidado y la prevención de problemas como la inflamación y el sangrado de encías por gingivitis.

Saber elegir el mejor dentífrico bucal

El cepillado diario es la mejor forma de proteger los dientes y las encías, pero para que ejerza eficazmente su función no basta con una buena técnica. También influyen las herramientas con las que se lleva a cabo: el cepillo y el dentífrico. Una pasta de dientes óptima es aquella que tiene acción antimicrobiana y protege contra la caries y las enfermedades periodontales.

Para proteger la caries y combatir la formación de la placa bacteriana, el flúor es un aliado fundamental. Su contenido en los dentífricos debe ser superior a 1.000 partes por millón (ppm).

No solo flúor, también estaño

Los dentífricos actuales han experimentado una gran evolución y aportan mucho más que flúor. Entre los principios activos que han sufrido un mayor desarrollo se encuentra el estaño. El estaño aporta las siguientes ventajas: previene la caries y la placa bacteriana, protege las encías, protege contra la sensibilidad, previene la formación de sarro, blanquea los dientes eliminando las manchas superficiales y previene la halitosis, previene la erosión del esmalte.

Entre las acciones del estaño destaca su efecto contra la erosión dental por ácidos de la dieta.

Dentífricos para niños

Los niños deben utilizar dentífricos específicos para ellos, porque la proporción de compuestos como el flúor se calcula en función del peso y el desarrollo del individuo. Entre los 0 y los 2 años se debe usar una pasta con al menos 1.000 ppm. A partir de los 3 años, ya se debe usar una concentración mayor de hasta 1.450 ppm. A partir de los 6, la pasta puede contener 1.450 ppm de flúor o más. No obstante, más importante aún que la concentración es la cantidad de pasta que usemos. De 0 a 3 años, debe usarse una cantidad de pasta similar a un grano de arroz, aumentando al tamaño de un guisante a partir de los 3 años. En todo caso, conviene extender la pasta sobre los filamentos para que la distribución sea uniforme.

Tipos de pastas de dientes

La oferta de pastas de dientes para cuidar tu higiene dental es tan amplia actualmente que, a veces, se hace complicado saber cómo escoger la que mejor se adapta a ti. En el mercado existen pastas dentales de los siguientes tipos: blanqueadoras, anticaries, protectoras de encías, especiales para la sensibilidad dental, con sabores, para niños, etc.

Para escoger tu dentífrico es importante que tengas en cuenta el tipo de cuidados o problemas que quieras tratar: si quieres luchar contra la caries, escoge una pasta de dientes rica en flúor y calcio. Lo recomendable son aquellas pastas de dientes que contienen una cantidad de flúor superior a 1000 ppm. Estos dos ingredientes te ayudarán a protegerte frente a la caries al tiempo que cuidas el esmalte de tus dientes; en el caso de padecer sensibilidad dental es importante que huyas de las pastas dentales agresivas y blanqueadoras. Tu mejor opción siempre será la elección de un dentífrico especialmente diseñado para tapar los poros desgastados del esmalte dental que son los causantes de las reacciones dolorosas a los cambios de temperatura.

Encías inflamadas

Si tienes problemas de encías inflamadas, enrojecidas o incluso te sangran con facilidad, debes optar por dentífricos que favorecen el cuidado y la prevención de problemas como la inflamación y el sangrado de encías por gingivitis.